Política
Exigido en la Ley 12605

Vecinos de Quequén reclaman que se cumplan las normas ambientales para la operatoria de las cerealeras

El pedido fue a través de la última sesión ordinaria del Concejo Deliberante, donde pidieron por el cumplimiento correcto de dicha ley, que especifica las condiciones en las que se debe trabajar.

Mientras el Concejo Deliberante estudia la posibilidad de otorgar un permiso por vía de excepción para la instalación de otra cerealera en Quequén, "Vecinos Unidos de Quequén" hicieron uso de la banca abierta en la última sesión ordinaria del Concejo Deliberante para exigir la aplicación de la Ley 12.605, que regula el funcionamiento de las mismas.

La problemática que genera la operatoria portuaria pocas veces llega al Concejo Deliberante; son los vecinos que hacen oír su voz ante el mutismo, la indiferencia y la indolencia de los concejales. Muy pocas veces se habló de cómo afectan a la salud los negociados, que se traducen en millones de dólares, que se cuecen en las oficinas de Puerto Quequén, de las cerealeras y multinacionales.

Estudios recientes, realizados por la cátedra de toxicología ambiental de la Universidad Católica de Córdoba, indican que cuatro de cada diez personas que viven cerca de las plantas de acopio de cereal, sin controles medioambientales, como ocurre en la terminal portuaria capitaneada por Jorge Alvaro, sufren problemas de alergias y enfermedades pulmonares.

La nube de polvillo y granza que permanentemente sobrevuela la zona aledaña al puerto, especialmente en la margen de Quequén, es materia de quejas por parte de los vecinos. Desde hace más de una década que se están elevando notas y pedidos a las autoridades municipales y provinciales, al Concejo Deliberante y organismos de control, sin respuestas positivas.

En septiembre del 2021, los vecinos ingresaron por mesa de entradas del Concejo Deliberante un pedido para reunirse con los integrantes de las comisiones de Infraestructura, Salud, Medioambiente y de ser posible con funcionarios de las áreas correspondientes; este jueves pudieron hacer uso de la Banca Abierta y exponer la problemática que los afecta.

Margarita Chaparro puso voz al reclamo de los vecinos de Quequén, señalando que buscan "que el gobierno municipal hiciera cumplir la Ley 12605, dónde especifica claramente en las condiciones que deben trabajar".

Aclaran que solo buscan que las cerealeras cumplan con las normas ambientales que regulan su operatoria y que "no estamos pidiendo que las cierren o que dejen sin trabajo a los camioneros. Queremos vivir dignamente sin ratas,sin contaminación en las plantas,animales,respirar aire puro,ventilar la casa,tender la ropa".

Vale señalar que en los proyectos presentados en la misma sesión ordinaria, se destaca una minuta de comunicación en la que se consultó cuál es el listado de habilitaciones de las plantas cerealeras, en la que oficialismo respondió informando cómo se encuentra cada una y la fecha de habilitación.

Lectores: 50

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: