NOVA Salud
La salud pública en crisis

Un solo médico de guardia para atender la gran demanda del fin de semana

La guardia del Hospital Municipal no pudo contener las urgencias de vecinos y turistas.

Mientras en la arena se llevaba a cabo la fiesta del Enduropale 2018, en el Hospital Emilio Ferreyra se vivió un verdadero caos. Hubo un solo médico de guardia para atender la demanda del fin de semana, a la que se sumaron los heridos en la competencia.

Familiares de un vecino accidentado en la madrugada del sábado describieron como “criminal” la decisión de las autoridades del área de Salud al dejar la guardia del hospital sin refuerzos en un fin de semana complicado.

Según relatan, el paciente ingresó con la cadera dislocada y fuertes dolores en la zona abdominal. Tras más de una hora de espera, sin hacerle placas ni otro estudio, le dieron primeros auxilios y lo enviaron a su domicilio.

Horas más tarde el paciente regresó al hospital al empeorar su situación, tras mucho insistir "y pedirles por favor" autorizaron una placa radiográfica, realizada en un centro privado, que mostró cuatro costillas quebradas.

A pesar del esfuerzo de enfermeras y la propia médica de guardia, el hospital de Necochea no pudo brindarle asistencia, por lo que la familia determinó su traslado a Mar del Plata y se lo llevaron en contra de la voluntad de los profesionales presentes. Cabe aclarar que ya habían pasado más de 13 horas y el accidentado seguía sin atención.