Judiciales y Policiales
También estaba imputado Amado Boudou

El ex intendente Tellechea fue sobreseído cuatro veces en la causa de las dádivas

El paso de Horacio Tellechea por la Intendencia fue corto y signado por un acoso político y mediático sin precedentes.

Finalmente, la denominada causa de las dádivas que tenía como principales imputados al ex intendente Horacio Tellechea, el ex vicepresidente de la Nación Amado Boudou y el empresario Juan Scaramelli, prescribió.

El ex jefe comunal fue sobreseído cuatro veces por la causa. La misma tenía relación con dos viajes ida y vuelta que Boudou realizó entre Buenos Aires y Necochea para asistir a la inauguración de la temporada de verano 2011/12 y el traslado entre el aeródromo y el parque Miguel Lillo.

El fiscal Carlos Rívolo apeló cada fallo absolutorio de los jueces Norberto Oyarbide y Marcelo Martínez de Georgi, que suman cuatro entre los dos.

Una gestión corta y turbulenta

El paso de Horacio Tellechea por la Intendencia fue corto y signado por un acoso político y mediático sin precedentes. Apenas se sentó en el sillón de Murga comenzaron las denuncias que concluyeron con su destitución.

En primera persona relató cómo vivió todo el proceso que se inició con la compra de un Arco en C para el hospital Emilio Ferreyra: "Lo viví con mucho dolor y bronca porque quedó claro que fue injusto, no solo para mí, sino también para el pueblo que me había elegido intendente".

"Mi pecado capital fue trabajar para poner al distrito en el lugar que se merece" comentó. Tellechea recordó el estado en que recibió la comuna tras la gestión del radical Daniel Molina: "Cuando asumí prácticamente no había insumos para la salud del distrito. El mismo día que asumió el gobernador Daniel Scioli me reuní con el ministro de Salud de la provincia, Alejandro Collia, y al otro día con el de Nación, Juan Luis Manzur, y conseguimos un subsidio de 2 millones de pesos y dos ambulancias cero Km por parte de la provincia, que era lo máximo que se podía lograr en ese momento".

La situación del sistema de salud pública llevó al ex intendente a pedir la emergencia sanitaria, económica y ambiental que no fue homologada por el Concejo Deliberante. En ese marco y con 60 días de plazo para rendir cuentas por el subsidio recibido, se hizo la licitación pública N°1 a menos de un mes de haber asumido.

El Arco en C: el principio del final

"Por ese entonces el municipio pagaba unos 6.500 pesos por cada derivación de pacientes a servicios privados de la salud" detalló Tellechea. Durante la investigación intervinieron además de la Comisión Investigadora del Concejo Deliberante, el Tribunal de Cuentas de la provincia y peritos judiciales que determinaron que no hubo dolo ni perjuicio económico para la comuna, además de un ahorro de casi 800 mil pesos en prestaciones de privados.

"Todo esto para mí fue muy bravo. En todo momento traté de demostrar la verdad de algo que era muy injusto, que provocó dolor y bronca porque nos frenó en un proyecto de gobierno que tenía mucho para dar al distrito", recordó.